Perrita lazarillo salva a su dueña llamando al número de emergencias

Si crees que los perros solo saben olfatearse sus traseos y limpiarse lugares innombrables de sus cuerpos, ¡estás equivocado! Algunos son tan inteligentes que pueden hasta marcar un número telefónico. Tal como lo leíste.

Yolanda es una perrita lazarillo, es decir, que sirve de compañía y guía para una persona ciega. En este caso, la feliz dueña se llama Maria Colon, una mujer de 60 años que vive en Philadephia. Para Maria, su labrador son “sus ojos”, y a ella le confía de todo, incluso hasta su propia vida.

Y no está nada mal, pues un día, mientras Maria dormía, algo salió mal y su casa comenzó a incendiarse. Las llamas crecían y el humo se hacía cada vez más y más denso, lo que terminó por despertarla. Cuando sintió el olor penetrante a humo y el picor en los ojos, gritó: “¡Peligro!”

Cuando Yolanda oyó a su ama pronunciar esta palabra, se activó de manera inmediata todo su entrenamiento. Sin dudar ni por un segundo, marcó con su pata el número de emergencias que se encuentra registrado en el teléfono especial de Maria. Y eso no fue todo: luego de llamar, sacó a Maria de la casa para que estuviera a salvo de las llamas.

Gracias a su rápido actuar, Maria no tuvo mayores complicaciones más que haber inhalado un poco de humo. Fue tratada inmediatamente por el personal de urgencia.

Por su parte, nuestra heroína fue llevada al veterinario, pues también había inhalado humo y se le había creado una úlcera en el ojo a causa de ello.

Por suerte, la dieron de alta rápidamente para reunirse con su dueña, quien no daba más de la emoción. Mira la conmovedora imagen de su reencuentro: Yolanda corre a su ama feliz de la emoción. 

Pero por si esto no fuera lo suficientemente impresionante, Yolanda ya había salvado DOS veces antes a su amada dueña: una vez que unos ladrones entraron a su casa y ella los echó, y otra vez que Maria se desmayó y quedó inconsciente en el suelo. ¡Qué valiente!

Los perros no solo son una gran compañía para cualquier persona, sino que también pueden salvar tu vida si están bien entrenados. Impresionante, ¿no lo crees?

Comentarios

Más de Nolocreo