Adopta a gato enfermo que en 1 año tiene un aspecto muy diferente

Cuando Justina Strumilaite y su familia adoptaron a un gatito llamado Brownie, lo hicieron más que nada por pena. Brownie era una bolita débil y enfermiza y nadie esperaba que el pequeñín sobreviviera mucho tiempo más.

Facebook/Gatti

Brownie era el más pequeño de todos y solo tenía dos dedos en su pata delantera izquierda. Poco después de nacer, dejó de comer y comenzó a perder peso.

 

Facebook/Gatti

Pero ni Justina ni Brownie dejaron de luchar. Ella consiguió que el gatito comenzara lentamente a comer y beber, y entonces empezó a recuperarse notablemente.

Muy pronto, la bolita de piel se había convertido en una gran bola llena de energía. Era casi más un perro que un gato y la acompañaba a todas partes, recuerda Justina.

Facebook/Gatti

Pasó un año entero y Brownie había pasado de ser un pequeñín enfermizo y enclenque a transformarse en un enorme y espléndido gato. Su pelaje es tan grueso y esponjoso ¡que tienen que cepillárselo todos los días! Una manera muy astuta de mantener a su querida Justina siempre a su lado.

Facebook/Gatti

Qué bien que Justina decidiera cuidar a este pequeñín. Y mejor aún, Brownie está aquí para recordarnos a todos ¡a no subestimar nunca al más pequeño del grupo!

Créditos:

Trop Cute, Facebook

Comentarios

Más de Nolocreo